viernes, 3 de febrero de 2017

EL POZO NEGRO EN FUENTES DE AYÓDAR (CASTELLÓN)


















Nos recomendaron esta excursión en plena Sierra Espadán. Un paraje repleto de lugares para explorar que no están muy explotados turísticamente y eso tiene también su encanto.
Dejamos el coche al final del pueblo  y un poco más adelante verás la señal que indica el camino al Pozo Negro y a Torralba.

Zona de picnic con el río al fondo.
La excursión no es para hacerla con carro de bebé. Aunque es fácil (siempre con cuidado de los barrancos...), nosotros fuimos niños desde los 2 a los 9 años y dos perros. 
Hay una bonita zona de picnic junto al río donde a la vuelta, comimos.















Desde aquí, caminamos por la senda en la que un tramo transcurre por las piedras del río hasta llegar al Pozo. Curiosamente no nos caímos ningún niño, pero sí una de las perras. Luego huíamos de ella porque se sacudía mojándonos a todos. No esta de más llevar alguna muda para los peques, por si acaso.


Para ver bien el Pozo Negro has de subir una roca. Vale la pena ver como la erosión del agua ha transformado la gran roca plana en un gran pozo de agua limpia y cristalina. Es un lugar precioso.


Paramos a comer en la zona de picnic que vimos a mitad de camino. ¡Qué bien lo pasamos viendo los sapos, intentando hacerlos saltar y que nadaran!






Al bajar en dirección a Castellón paramos en un merendero, donde llegaba el agua de manantiales. La fuente de Monte Castro, con multitud de caños. Pertenece al pueblo de Sueras.




Encontramos cangrejos de río. Desde allí salían varias rutas, una de ellas hacia el castillo de Sueras.




3 comentarios:

  1. la Sierra de Espadan es una preciosidad, llena de lugares con encanto, este sin duda es uno de los más bonitos, el agua siempre nos atrae, pero hay tantos... Nos vemos <3

    ResponderEliminar
  2. Cierto. A mí me atraen mucho los paisajes cercanos al agua. Es pura vida.
    Nos leemos. ;-)

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!
    Pues me es de obligación apuntarme esta ruta porque por lo que nos cuentas y lo que se puede apreciar en las imágenes es de una belleza extrema, además como conozco más bien poco la zona de Castellón, por no decir casi nada, sería una buenísima oportunidad.
    Me he quedado fascinada del Pozo Negro, no se si está permitido el baño, pero de ser así, debe ser una gozada poder bañarse en esas aguas rodeada de la inmensidad de esa gran roca.
    Besotes

    ResponderEliminar