lunes, 8 de julio de 2019

RUTA 3 EN NAVARRA: VALLE DEL BAZTÁN


El Valle del Baztán se localiza en la zona pirinaica de la comunidad de Navarra, siendo la más extensa con 364 km2. y compuesta por quince localidades. Una zona de brutal belleza que no debes dejar de ver si visitas Navarra. Por aquí encontrarás huellas de peregrinos, contrabandistas, brujas, indianos que volvieron ricos de las Américas y construyeron preciosos palacetes. Todo ello no hace más que realzar la personalidad propia y la cultura del Baztán.

¿Nos sigues en esta tercera ruta? Empezaremos desde arriba, más al Norte, ya que nuestro alojamiento en esta ocasión estaba en Pamplona y así íbamos bajando.

Zugarramurdi



Este es uno de los lugares que más ganas tenía de conocer en Navarra, la cueva de Zugarramurdi. Uno de esos sitios que te da miedo esperar demasiado y luego llevarte una decepción. No fue así, si no todo lo contrario. Las fotos no le hacen justicia. Me pareció un lugar mágico, uno de esos caprichos de la naturaleza que te dejan boquiabierto. El pueblo de Zugarramurdi está vinculado a la brujería y no son leyendas, fueron hechos reales. 
Se encuentra en la zona pirinaica, a 80 kilómetros de Pamplona y pegado ya a Francia. Además de esta cueva puedes visitar las de Sara (ya en Francia) y la de Urdax, que están unidas por un sendero. Estás cuevas también se utilizaban para el contrabando debido a la zona fronteriza en la que se encuentran. Encontraréis más información en este ENLACE.


Desde aquí paramos a comer en un Área de picnic que hay bajando en dirección a Pamplona. Aunque no tendréis problema en encontrar donde comer en la zona que encontramos antes de la frontera con Francia donde también hay algunas tiendas outlets.

Amaiur/Maya



Decidimos hacer una parada en el pueblo de Amaiur/Maya sin tener ninguna referencia sobre él y fue una sorpresa conocer el lugar. El pueblo nace siguiendo el trayecto del Camino de Santiago, otro de los ejemplos de calle-pueblo que encontramos por Navarra. 
Nada más llegar vemos la Iglesia de la Asunción de origen medieval, un crucero de 1695 y un molino con mucha historia, pues ya aparece en documentos datados en 1280 porque debía pagar renta al Reino de Navarra. Este molino realiza degustaciones, visitas y actividades. 
El pueblo tiene mucho encanto y es muy pintoresco. Desde que cruzas su singular arco que según las leyendas, preservaba al pueblo de enfermedades, te encuentras como en otro tiempo. Conserva la casas señoriales como los Palacios de Jauregui y de Borda. Al finalizar la calle está la pequeña ermita de la Virgen del Pilar y allí comienza el camino que nos lleva al Monolito dedicado a los que resistieron defendiendo el Castillo y el lugar en el que, gracias a los vecinos y la Sociedad de Ciencias Aranzadi, se están realizando excavaciones, investigaciones y descubriendo el castillo de Amaiur. Uno de los últimos en caer frente la conquista de Castilla en el año 1512. Actualmente, se pueden ver restos de murallas, torres y un aljibe.


Este punto es también un magnífico mirador, menos visitado que el de Baztán, pero con inmejorables panorámicas. 

Elizondo



Nuestra siguiente parada fue en Elizondo, el pueblo más extenso de Navarra. Bonito pueblo y capital del Valle del Baztán. El río divide en dos el pueblo ofreciendo vistas preciosas a casas con balcones de madera y llenos de flores. La localidad tiene una calle preciosa porticada, palacios y edificios históricos como el Palacio barroco de Arizkunenea, cercano al Ayuntamiento. Si vas por la parte trasera de este palacio hay una perspectiva preciosa de los puentes y el río. Otros edificios civiles destacados son el Palacio de Datue y la casa del Virrey, aunque hay muchos emigrantes que al volver de América construyeron casas palaciegas realmente bellas. No es de extrañar que Dolores Redondo encontrase inspiración para su trilogía del Baztán, todo un best-seller
La Iglesia de Santiago merece ser visitada con sus grandes torres y una fachada monumental muy original. Junto a la entrada hay un parque donde descansar a la sombra mientras los pequeños se divierten.


Al salir de Elizondo, a un par de minutos, nos llamó la atención una pequeña iglesia muy curiosa que tiene una casita adosada sobre unas columnas. Es un pequeño pueblo llamado Elbete. 

Desde aquí, al Parque Natural del Señorío de Bértiz, en la población de Oieregi, a orillas del río Bidasoa.

Señorío de Bértiz


Este Parque Natural posee más de la mitad de la superficie del término municipal de Bertizarana. Desde la Edad Media se ha ido transmitiendo en herencia hasta 1884 que se vendió por primera vez. El último propietario lo donó a la Comunidad Foral de Navarra en 1949.
El Centro de Interpretación desentraña no sólo las entrañas de Bértiz, sino que te ayuda a comprender la diversidad del paisaje navarro, el suelo, la lluvia y todo lo que interviene en los procesos que cambian el paisaje. Ayudar a salvar los bosques, su sostenibilidad, concienciar y mostrar la vida que hay en ellos son objetivos que se plantea mediante juegos. Curiosidad: Es el único lugar de España en el que habitan las siete especies de pájaros carpinteros que hay en la península. 
Este Jardín Histórico-Artístico tiene secuoyas de California, gingkos de China, bambú, cedros de Líbano, castaños de los Balcanes y nenúfares que destacan entre sus más de 120 especies. El romanticismo está muy patente en sus fuentes, glorietas, estanque, miradores y la bella capilla. El Palacio de Ciga se ha convertido en una sala de exposiciones.



La amplia zona exterior es punto de encuentro de muchos vecinos para pasar el día mientras hacen una barbacoa en el merendero. En la inmensa explanada, destaca un inmenso cedro del Líbano  que mide más de 32 metros de alto y 2,3 m de diámetro en su base de 110 años aproximadamente, declarado Monumento Natural mediante Decreto Foral en 1991. Hay esculturas al aire libre, una Oficina de Turismo, una carbonera y una calera para calcinar caliza.


Además hay muchas rutas que salen de aquí: dos de 11 km. con alguna variante de 9 y 6 km. con desniveles que oscilan entre 110 y 842 metros. También hay una para ciclistas de 8 km. El sendero Aizkolegi alcanza un palacio modernista que está cerrado y desde donde se puede admirar todo el parque y los valles colindantes.
Horario: de 10:00 a 19:30.
Entrada: 3€.  Jubilados, pensionistas y estudiantes 1,50€. Gratuito para menores de 18 años, personas con discapacidad y personas en desempleo.



Una ruta en la que nos dejamos por falta de tiempo, la cascada de Erratzu entre Amaiur y Elizondo.

5 comentarios:

  1. Qué diversidad paisajística y cultural tenemos en España.

    ResponderEliminar
  2. Hola guapa, pues esta zona si la tengo apuntada para visitar, el El Valle del Baztán lleva en mi lista de pendientes tiempo y el motivo esta claro: Zugarramurdi, y mira, me pasa un poco como a ti, es de esos sitios en los que pones tantas ilusiones que te da miedo que te decepcionen, pero me gusta leer que en tu caso no fue asi! besos

    ResponderEliminar
  3. Me estás descubriendo una Navarra desconocida para mí. Me ha gustado mucho! A mí que me encantan las rutas y la naturaleza... jeje. A ver si me llevo a Daniel por allí!!!
    Un saludo,

    ResponderEliminar
  4. No me canso de repetir que España tiene tanto pero tanto que amerita uno o varios viajes enteros dedicados a conocerla. Aprendí mucho leyendo este post, gracias a ustedes sigo sumando sitios que visitar cuando vuelva a estar en el país.

    ResponderEliminar
  5. La verdad es que no conozco el lugar y no me importaría. Particularmente, Zugarramurdi, un sitio que tiene pinta a ser mágico. Aunque creo q me daría un poco de miedo quedarme a dormir por allí.

    ResponderEliminar