miércoles, 25 de mayo de 2016

5 ideas y más para un verano en Andorra

Sobre las montañas del Pirineo.
 
Hasta hace poco Andorra era (bueno, sigue siendo) el país de la nieve. El invierno es su temporada alta. Pero cuando descubres la Andorra del verano... ¡te costará no volver!
Cuando la nieve se derrite, descubres otra Andorra. El color blanco de sus montañas se transforma en verde.


Preciosa estampa en Pas de la Casa, frontera con Francia.

Todo son planes para no parar de disfrutar y conocer los rincones de este montañoso país.
Son tantas las posibilidades que te tienes que programar bien. Te proponemos algunas ideas:

1.- Visita una estación de montaña. (Por supuesto en teleférico).

Desde La Massana

Lo de que las estaciones de esquí sean únicamente para ese cometido... pues va a ser que no. Lo bien que lo pasamos los niños subiendo al teleférico y descubriendo la que tienen montada allá arriba: colchonetas, buggies, tiro con arco, mountain bike, tirolina, mushing (descúbrelo AQUÍ), paseos a caballo o ponies, juegos y muchas más actividades. No olvides mirar si te conviene coger packs antes de subir al teleférico, porque te puedes ahorrar un dinerito. Ya sabes que si además vais una familia todo se multiplica. Nosotros cogimos teleférico + comida.


2.- Senderismo.

Otros atractivos de Andorra en la época estival son las excursiones, el senderismo, la visita a lagos (hasta más de 70 lagos naturales). Encontrarás multitud de oferta en actividades de aventura que se adaptan a muchas edades. Desde escalada pasando por descenso de barrancos o vías ferratas. Consulta aquí algunos Itinerarios y elige. Los paisajes no dejan indiferente a nadie. Aunque no todas son aptas para ir con niños, infórmate antes.

Descubre paisajes de montaña.

3.- Relájate.

Si lo que quieres es relajarte,  puedes ir a Caldea. Saldrás como nuevo. Elige un hotel con spa o piscina cubierta por si alguna tarde hace mal tiempo o simplemente os apetece un poco de relax.
La capital, Andorra la Vella esta llena de parques donde pasar una tarde de lo más tranquila con los más peques o ir de compras.

El emblemático edificio de Caldea.

4.- Visitar algún museo.

Hay una amplia oferta de museos donde elegir: dedicados al automóvil, la electricidad, el agua, etnográficos, del cómic, ... nosotros visitamos algunos.
En el museo Casa Rull, en La Massana es una visita imprescindible para comprender la vida en Andorra. Las costumbres y tradiciones, cómo y de qué vivían, qué hacían durante el invierno, etc.
Un museo que nos encantó fue el CIAM, Centro de Interpretación del Agua y del valle del Madriu, sobre la importancia del agua en Andorra y la creación de los valles. Es muy divertido, podéis ver el enlace AQUÍ.



5.- Tobotronc.

 Una de las atracciones estrellas de Andorra está en el parque de Naturlandia. Hay otros parques de aventuras, todos muy completos con actividades para toda la familia.
Elegimos este más que nada por el Tobotronc, el tobogán de montaña más largo de Europa, con 5,3 Km. Tener en cuenta que los que midan menos de 1,20 no pueden subir.
El parque se divide en dos partes con dos kms. de distancia. También con parque de animales. Hay entrada exclusiva para Tobotronc o conjunta para todas las atracciones y con descuentos familiares.

Tobotronc
Además de todas estas opciones, hay bus turístico con diferentes rutas que podéis consultar en la web Visit Andorra.



Puedes hacer actividades como hockey, karting, patinar sobre hielo y otras muchas cosas más en el Palau del Gel de Canillo. Y si vas el mes de Julio podrás disfrutar de la magia del Cirque Du Solei gratuitamente, eso sí, reserva tu entrada AQUÍ. También para los amantes del ciclismo será emocionante ver el prestigioso Tour de Francia.

¿De verdad os lo queréis perder? ¡Andorra no es sólo para el invierno!

No hay comentarios:

Publicar un comentario