martes, 11 de junio de 2013

Introducción


Suelen decir que los niños en los viajes se aburren, a menos que los lleves a la playa (buena opción, pero no es la única). No creo que esta afirmación sea cierta. Esta claro que las vacaciones ya no las planeas de la misma forma que cuando viajabas sin ellos, pero las opciones son infinitas y no siempre pasan por un parque de atracciones o una playa.
Cada vez se proponen más actividades infantiles, tales como museos, bibliotecas, ayuntamientos, turismo, mercados...
Yo disfruto viendoles disfrutar y enseñandoles lugares por donde hace años pasé yo. Cada día se levantan con mucha ilusión: -¿Dónde vamos hoy?
Siempre aprenden muchísimas cosas y les encanta el tiempo que disfrutamos todos juntos. Lo valoran muchísimo.
Hay miles de lugares  que me gustaría ir, otros incluso repetir y algunos ya repetidos.
 Todavía no tenemos muy claro dónde ir este verano, como siempre a última hora y quizás encontramos algun chollo que después nos hace cambiar el rumbo.
Pero mejor os lo cuentan ellas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario